Bratislava: la princesa de las Capitales Imperiales

Bratislava: la princesa de las Capitales Imperiales

¿Bratislava? ¿Y eso dónde está? Estas fueron las dos primeras preguntas que vinieron a mi mente cuando buscando vuelos desde Gran Canaria, encontré que una línea low cost unía Las Palmas con este destino centroeuropeo. Una vez aclarada la duda, el siguiente interrogante que me hice como turiscuriosa fue saber por qué había un vuelo directo entre la capital grancanaria y la de la República Eslovaca.

Gracias a Internet pude saber que esta era una de las opciones más económicas para viajar a Viena, entre otras capitales imperiales, dada la cercanía de Brastilava tanto a la capital austriaca, como a Budapest y a Praga.

BRATISLAVA. LA PRINCESA DE LAS CAPITALES IMPERIALES

Detalle de la puerta de San Miguel desde el exterior de la muralla

Así que tras confirmar que podíamos ahorrarnos más de un 50% de lo previsto en el presupuesto original, pusimos rumbo a la capital eslovaca sin tener mucha idea de lo que íbamos a encontrar.

En vez de tomar el autobús en el aeropuerto para ir directamente a Viena, que está apenas a una hora de camino, decidimos quedarnos un día para recorrer el centro y los principales puntos de interés de la que he decidido bautizar como la princesa de las capitales imperiales. Y puedo decir que fue una muy grata sorpresa lo que pudimos ver desde el minuto uno.

¿Qué ofrece Bratislava?

BRATISLAVA. LA PRINCESA DE LAS CAPITALES IMPERIALES

Desde el paseo que sube al Castillo puede disfrutarse de bonitas panorámicas de Bratislava

Bratislava es una ciudad relativamente pequeña, fácil de recorrer, bonita, muy cuidada, con una variada oferta gastronómica (y buenos vinos), atractivas galerías de arte, edificios de gran interés arquitectónico, e histórico, y un agradable paseo a la orilla del río más importante de Europa, el Danubio. Quienes la han visitado en verano aseguran que, además, hay mucho ambiente nocturno y numerosas terrazas.

BRATISLAVA. LA PRINCESA DE LAS CAPITALES IMPERIALES

Iglesia de Santa Elisabeth, también conocida como Iglesia azul. Una joya del Art Nouveau que merece la visita, aunque esté fuera del casco antiguo

Cumil y sus amigos: unas estatuas muy curiosas

BRATISLAVA. LA PRINCESA DE LAS CAPITALES IMPERIALES

Dicen que Cumil le gusta mirar las piernas de las turistas

Y si esto no fuera suficiente, para hacer más ameno el paseo por el casco histórico, los turistas cuentan con Cumil y sus amigos. Unas estatuas estratégicamente ubicadas, que todo visitante que se precie incluirá en sus recuerdos fotográficos: el paparazzo, el bello Ignacio, el soldado napoleónico y el propio Cumil.

BRATISLAVA. LA PRINCESA DE LAS CAPITALES IMPERIALES

El Papparazzo está siempre listo para capturar una buena imagen

BRATISLAVA. LA PRINCESA DE LAS CAPITALES IMPERIALES

Schoner Naci, o bello Ignacio, ¡toda una leyenda!

BRATISLAVA. LA PRINCESA DE LAS CAPITALES IMPERIALES

Haciéndole compañía al soldado napoleónico, en la Plaza Mayor de Bratislava

Así que no tengo ninguna duda en recomendar que incluyas a Bratislava en tus planes de viajes a Centroeuropa, aunque sea la “princesa” de las capitales imperiales.

Tips para turistas curiosos

Desde Bratislava se puede ir en autobús a Viena, Budapest y Praga. En nuestro caso, fuimos primero a la capital húngara con la compañía OrangeWays. Con esta misma línea hicimos posteriormente la ruta Budapest – Viena. En ambos trayectos pagamos 13 euros por persona, ya que si se compran con antelación se pueden conseguir atractivos descuentos.

BRATISLAVA. LA PRINCESA DE LAS CAPITALES IMPERIALES

Uno de los atractivos de Bratislava es su paseo a lo largo del Danubio, río que conecta a la capital eslovaca con Viena

Viena y la capital eslovaca (y sus aeropuertos) están unidas por Slovaklines y el billete costó tan sólo 7 euros (en 2011) En verano, también es posible hacer esta ruta en barco.

Si te atrae la idea de un alojamiento un poco diferente, puedes probar el Botel Marina, un hotel instalado en un barco atracado en el río Danubio y con vistas al castillo de Bratislava. Está a menos de 10 minutos a pie del centro de la ciudad y cuenta con su propio restaurante, de comida india. ¡Turiscurioso!

También te puede interesar:

(Visited 483 times, 2 visits today)

This article has 2 comments

  1. Hola guapa! Hemos decidido hoy visitar Bratislava en Semana Santa y me ha encantado ver que te sorprendio y te gusto. Nosotros no vamos a ir a Viena ya que hace algunos años la visitamos por lo que la idea principal es visitar Bratislava y algunos pueblos bonitos de Eslovaquia. Ya te contare que impresiones me da a mi. Un abrazo

    • Hola Vero! Qué gusto verte por aquí. En efecto, me gustó mucho Bratislava y creo que es una excelente idea visitar también otras poblaciones de Eslovaquia. Estoy segura de que se lo van a pasar genial y que tendrás muchas cosas interesantes que contarnos. Espero tus relatos y fotos. Gracias por pasarte y comentar 🙂

Leave a Reply

A %d blogueros les gusta esto: