Esos modernos baños públicos donde uno no los espera

Esos modernos baños públicos donde uno no los espera

Los temas escatológicos no son precisamente mis favoritos, pero no hay que negar que durante los viajes se presentan ciertas necesidades que hay satisfacer sí o sí, y entonces se convierte en un asunto muy serio esto de los baños públicos.

Un reconocido blogger de viaje de España, Xixerone, redactó un ameno post que tituló “Meando alrededor del mundo” y esta me pareció una buena excusa, no para extenderme en la materia, dado que no tengo tanta experiencia, sino para sacar a la luz unas pocas fotos de uno de los aseos más futuristas que he visto en mis periplos, y que ha inspirado esta entrada sobre esos modernos baños públicos donde uno no los espera.

Si hubiera estado en Londres, Barcelona, Berlín o Nueva York no me hubiera llamado la atención, pero es que éste moderno aseo estaba en Roxburgh, Nueva Zelanda. Un pequeño pueblo casi fantasma de la región central de Otago (isla sur).

MODERNOS BAÑOS PUBLICOS DONDE UNO NO LOS ESPERA

Roxburgh, pequeño pueblo de la región central de Otago (700 hab.)

MODERNOS BAÑOS PUBLICOS DONDE UNO NO LOS ESPERA

En Nueva Zelanda hay baños públicos, y gratuitos, en los lugares más inesperados, pero pocas veces son tan modernos

Todo era digital, con luces de colores y la robótica voz de una mujer que te iba dando instrucciones. Confieso que al principio me costó entender cómo funcionaba la cosa, pero luego me pareció bastante “turiscuriosa” la anécdota. Así que si por una de esas vueltas de la vida pasas por Roxburgh, ya sabes que podrás “desahogarte” sin problema.

MODERNOS BAÑOS PUBLICOS DONDE UNO NO LOS ESPERA

MODERNOS BAÑOS PUBLICOS DONDE UNO NO LOS ESPERA

Todo en uno: jabón, agua y secador de mano. ¡Ah! Y con música de fondo.

MODERNOS BAÑOS PUBLICOS DONDE UNO NO LOS ESPERA

Lo mejor, que no hay que tocar nada.

Tips para turistas curiosos

¿Y dónde está Roxburgh?

Roxburgh es un pequeño pueblo de Nueva Zelanda en el que residen unas 700 personas. Está a 40 kilómetros de Alexandra y es el punto de unión entre esta población y Dunedin (la segunda ciudad en importancia de la isla Sur.)

MODERNOS BAÑOS PUBLICOS DONDE UNO NO LOS ESPERA

Como la mayoría de los pueblos de la región central de Otago, Roxburgh se fundó para recibir a las miles de personas que llegaron atraídas por la fiebre del oro. En la actualidad, su economía se basa en el ganado y, sobre todo, en la industria de la fruta.

Curiosidades de Roxburgh

No obstante, si por algo es conocido este lugar es por un pequeño comercio especializado en los típicos pasteles kiwis: Jimmy’s Pies. Se dice que preparan los mejores pies de la isla sur (yo probé el de manzana, recién hecho, y realmente estaba muy bueno)

MODERNOS BAÑOS PUBLICOS DONDE UNO NO LOS ESPERA

Una parada obligatoria si pasas por Roxburgh

MODERNOS BAÑOS PUBLICOS DONDE UNO NO LOS ESPERA

Muy bueno el pie de manzana, recién hecho

Jimmy’s Pies tiene más de 50 años preparando esta comida rápida neozelandesa y, según ellos, hornean una media de 20 mil pies al día. Así que mucha gente tiene que pasar por aquí.

Otra curiosidad de Roxburgh es que cuenta con el cine más antiguo del país, entre los que aún se mantienen abiertos. Está ubicado en la calle Escocia y fue inaugurado en 1898. Es una de las 4 salas que todavía quedan en esta región.

MODERNOS BAÑOS PUBLICOS DONDE UNO NO LOS ESPERA

¡Ah! Si quieres pasar por Jimmy’s Pie, está al comienzo de la calle principal de Roxburgh, a mano izquierda, si vienes desde Dunedin. Abre de lunes a viernes, hasta la 5 de la tarde (y probablemente sea el único comercio, además del supermercado, que verás abierto a esa hora en el pueblo)

 También te puede interesar:

(Visited 452 times, 1 visits today)

This article has 2 comments

  1. ¡Gracias por la mención! Excelente post 🙂

Leave a Reply